¡Las compras online invadieron mi vida!

Perderle el miedo a comprar por internet ha sido un proceso personal, al comienzo me generaba cierta desconfianza lo que pudiera pasar con mi información personal y con la de las tarjetas de crédito o débito. Poco a poco fui adentrándome en este mundo, mi newsfeed fue invadido por miles de plataformas y mis amigos no paraban de hablar de cómo podías hacerlo prácticamente todo desde tu celular o laptop y ahí fue cuando decidí lanzarme.  Hacer las compras por internet solucionaron mi vida.

Nuestro ritmo diario es tan acelerado, que el tiempo se ha convertido en lo más preciado y no queremos desperdiciarlo en largas filas, o atascados en el tráfico. ¿Haz calculado cuántas horas de tu vida gastas en las filas del supermercado, o comprando la entrada para un concierto?

Yo no las calculé, pero reflexioné y me di cuenta la cantidad de tiempo que desperdiciaba y que podía usar en cosas que me gustan. Comencé a hacer las compras del mercado por internet, llegan tal cual las pido y a veces hasta mejor; también compro las entradas para el cine, conciertos, los tiquetes aéreos con el respectivo check-in on line y hasta los lentes de contacto.

Esta última compra puedo decir que me ha sacado de líos gigantes; la primera vez fui a la cita médica para el diagnóstico - después de todos los accidentes que tuve con las gafas era una decisión necesaria dejarlas y dar el paso al uso de lentes de contacto- me entregaron mi formula, los pedí por la web y llegaron a mi casa como por arte de magia.

Cómo dije ha sido un proceso para perder el miedo, y cuando te das cuenta de todo lo que esta ola de plataformas y apps pueden hacer por ti se abre un mundo de oportunidades y el tiempo empieza a sobrar para hacer lo que en verdad vale la pena. Solo basta con tener un computador o un dispositivo móvil para que la vida sea más fácil. La tecnología está para ayudarnos, ha acortado las distancias, nos conecta con lo que necesitamos y se adapta perfectamente a ese ritmo de vida agitado e imparable que muchos solemos llevar. Apostémosle a las buenas ideas, a la tecnología y al ahorro de tiempo y dinero con tan solo un click.