Navidad roja

Cuando llega la época navideña inmediatamente la asociamos con la popular imagen de Santa Claus, San Nicolás, Papá Noel, Viejito Pascuero o como lo llamen -el señor vestido de abrigo rojo con blanco y una blanca y frondosa barba que nos trae los regalos a quienes hemos tenido un comportamiento ejemplar durante el año y un carbón negro a quienes no lo han tenido-.

 Aunque el origen de este viejito dadivoso se remonta a finales del siglo XIX, por el año 1920 Papá Noel hacía sus primeras apariciones en los anuncios de Coca Cola, a manos del ilustrador Thomas Nast. La imagen actual como lo reconocemos con su gran abrigo rojo con blanco y su sombrero característico,  surge de una estrategia de marketing en los años 30, aunque no le crean o cueste imaginarlo, su atuendo era verde con blanco; todo ocurre cuando la empresa Coca Cola le pidió a Haddon Sundblom para que produjera una serie de carteles alusivos a la Navidad, que terminaron revolucionando al mundo. Se inspiró en el poema « A Visit From St Nicholas» de Clement Clark Moore, buscaban un personaje cálido, amigable y cariñoso. Este artista tomó la imagen del viejito sonriente y barbudo y lo vistió con los colores corporativos de la empresa Coca Cola. La imagen fue tan popular que la gente envió cartas preguntando por la señora Noel, el lugar dónde vivía, etc.

¿O sea que si hubieran sido otros los colores corporativos, la Navidad sería de otro color? De pronto y pero seguramente continuaríamos replicándolo en nuestros hogares.

Navidad roja

Sin importar los colores esta es una época que despierta muchos sentimientos y emociones, que busca la unidad familiar, saca lo mejor de cada uno de nosotros cuando compartimos con los que nos rodean.

Disfrutemos las fiestas en los colores que cada uno quiera ¡FELIZ Y ROJA NAVIDAD PARA TODOS!