¿Los lentes de contacto permanentes tienen fecha de vencimiento?

Lentes de contacto permanentes

 

Hasta hace unos años el uso de cualquier tipo de lentes de contacto requería que las personas se los quitaran todas las noches e hicieran una limpieza de los mismos. Sin embargo, la necesidad de que existieran soluciones más duraderas y que permitieran incluso poder dormir con ellas, propició la aparición de los lentes de contacto permanentes o, como también se conocen, de uso prolongado.

Tipos de lentes de acuerdo al tiempo de uso:

Por un lado existen en el mercado los lentes de contacto de uso diario que se deben retirar todas las noches. Por otro lado, encontramos los lentes de uso prolongado que permiten tenerlos puestos por un periodo de alrededor de siete días consecutivos, sin necesidad de extraerlos. 

Según la FDA (Food and Drog Administration o La Administración de Alimentos y ​​Medicamentos de EEUU) 30 noches consecutivas es el tiempo máximo de uso aprobado para determinadas marcas de lentes de uso prolongado.

 

¿Cómo funcionan los lentes de contacto de uso prolongado?

Generalmente los lentes de contacto de uso prolongado están hechos de hidrogel de silicona, lo que permite que el oxígeno se transmita mejor al ojo a través de la lente.

 

Casos en los que se recomienda los lentes de contacto de uso prolongado

  • Este tipo de lentes es recomendado para personas cuyo estilo de vida no les permite limpiarlos o cuidarlos de manera frecuente. Es el caso de personas amantes de las actividades al aire libre, o el personal militar, o personas que trabajan en el servicio de emergencia, quienes llevan ritmos de vida muy activos o irregulares, y no tienen tiempo para estar cambiando sus lentes de contacto.
  • Las personas con algunos problemas de la visión binocular, como la ambliopía (o también conocida como ojo perezoso), se tratan mejor con soluciones de corrección continua de la visión entonces les resulta mucho más conveniente utilizar lentes de contacto de uso prolongado.
  • También, se recomiendan para el tratamiento de errores refractivos grandes, como la miopía, hipermetropía o astigmatismo; pues resulta muy útil para poder ver claramente todo el tiempo, especialmente cuando se despiertan constantemente en las noches.

 

El uso de este tipo de lentes debe estar recetado por un profesional de la salud visual y es necesario cumplir con todas las recomendaciones, tiempos de uso y de cambio recomendadas por los fabricantes.

Compartir:

¿En qué
te podemos
ayudar?

¿Necesitas ayuda?